Tango

Deformaciones del Tango

Bilar tango


En el 5º Congreso Latinoamericano de Folklore, realizado en Buenos Aires desde el 12  al 15 de noviembre de 1996, Oscar Prada  Domecq presentó un interesante trabajo  sobre las deformaciones en el Tango-Danza actual.

El autor analiza las evoluciones negativas y positivas del Tango desde sus inicios y nos  hace entender la importancia de conservar la  esencia misma del tango-danza desde sus raíces y evitar que se degrade y deteriora.
A continuación se presenta extractos de este estudio. 

Deformaciones del Tango-Danza actual

Bailar tangoJunto a lo tremendamente positivo de la existencia de un nuevo movimiento tanguístico que engloba a la juventud, los tangueros (o  milongueros) que vivimos y bailamos antes de la gran crisis, encontramos, hoy en día, graves deformaciones en el Tango Danza. La deformación fundamental es que se baila, en la gran mayoría de los casos, sin tener en cuenta el compás.

Y durante la crisis ha surgido una forma de bailar que no permite que se tome el compás. Se sale con el pie derecho (el hombre) hacia atrás y se hacen cinco pasos, juntando en el quinto. Luego se continúa con tres pasos, juntando en el tercero. Como puede verse es imposible bailar al compás con ese nuevo estilo que muchos denominan "la salida"Bailar tango

Esta salida se puede realizar en alguna oportunidad dentro de un Tango como una figura, sabiendo que  tendrá  un problema con el  compás, a resolver. Pero nunca como núcleo básico que se repite permanentemente, como se hace con los cuatro pasos. La incomodidad de bailar fuera del compás con el nuevo estilo, hace que los bailarines se refugien en las figuras, con lo cual intentan disimular esa falta de armonía entre la música y la danza. 

Al realizar permanentemente figuras sin "caminar" el Tango, el compás desaparece y se ve una danza híbrida,  que se está realizando con la música de Tango de fondo, pero podría ser la Marsellesa, que para nada Bailar tangocambiaría lo que se está bailando. El compás del Tango es cuatro por ocho (cuatro tiempos, en corcheas en cada compás), por ello el Tango, tradicionalmente, se lo ha bailado con cuatro pasos, juntando en el cuarto, o no, si se realiza la corrida. 

Esto permite ir pisando los tiempos. Un paso por tiempo. Muy fácil de bailar al compás. Porque  bailar es moverse, desplazarse al  compás de una determinada música y si esa música es el Tango, se está bailando Tango. Luego se le pueden agregar figuras. Pero lo fundamental es "caminar el Tango" y eso significa dentro del compás. 

Cuando el bailarín es hábil busca encontrar el primer tiempo de cada compás con su primer paso (pie izquierdo), así no sólo va  marcando los tiempos sino que también realiza cada núcleo de los cuatro pasos básicos dentro del compás. Y para ello impulsa con un poco más de fuerza ese primer paso y casi automáticamente va a encontrar el tiempo fuerte de cada compás, que es el primero. Bailar tango

Y así, cuando finaliza el Tango, lo terminará justo con la última juntada de pies (cierre). Hasta ahora nos estábamos refiriendo a los Tangos que llevan un ritmo donde los cuatro acordes de acompañamiento tienen el mismo valor: un tiempo cada uno. El problema es un poco más difícil cuando se tiene que bailar un Tango de la Guardia Vieja o simplemente a D’Arienzo, por ejemplo, donde por lo general el primer acorde dura un tiempo y medio, el segundo medio tiempo y los dos restantes uno cada uno. 

En ese caso el bailarín, si quiere bailar al compás, tiene que hacer un paso largo y lento (uno y medio), un paso  corto (medio tiempo)  para continuar con un tiempo y un tiempo. Otro elemento fundamental en el Tango tradicional es el abrazo. El hombre debe tomar bien a su compañera, con fuerza, con decisión, pero a la vez con suavidad. 

La pareja debe arrimarse la cabeza y el torso, separándose desde abajo del pecho, dejando un lugar entre los pies de ambos  que  permitan mejor caminar y realizar figuras. En algunas oportunidades es necesario apoyar la cabeza de uno contra la del otro, para mantener mejor el balance en las figuras. Bailar tango

Pero no se apoya la cara contra la cara como en el Bolero, sino la frente del lado derecho del hombre con la parte izquierda de la frente de la mujer. Esta forma de abrazarse para bailar crea una comunicación muy grande entre ambos bailarines, donde gran cantidad de marcaciones son innecesarias. El Tango existe porque es una danza totalmente espontánea, de permanente creatividad. Bailar tango

Y  ésto es lo que percibe la gente que está mirando bailar Tango. Si se quiere bailar bien el Tango tradicional se debe llegar a la  pista sin saber que es lo que se va a hacer. Cada Tango debe ser una obra de arte, donde el artista puso todo de sí. En este caso el artista es la pareja. A partir de que se unen para bailar son uno solo, donde si el hombre lleva la batuta (y no pocas veces influenciado por la mujer le está trasmitiendo, sin hablar con la boca, sino con el cuerpo)

Autor: Oscar Prada Domecq

Para dejar comentarios haz Clic enviar correoArticulo Siguiente Volver al InicioArticulo Anterior

© WebMaster: www.CardosoInformatica.com - OscarJulioNqn